¿Se han acostumbrado a los buenos datos económicos en Alemania? Pues hacen mal.

Hoy hemos conocido un fuerte descenso en los pedidos de fabrica en Alemania durante el mes de enero. Un recorte del 3.9 % mensual, justificado por un recorte del 2.5 % en los pedidos domésticos y del 4.8 % para los pedidos de fuera.

El mercado esperaba una caída mucho menor, del 1.0 % como máximo. Recuerden que la subida en diciembre fue del 4.4 %.

Por destino económico, los pedidos de bienes de consumo caen un 0.6 %, loss de bienes intermedios bajan con fuerza un 3.8 % y los de capital son los que más recortan hasta un 4.2 %. La parte positiva es que la demanda de pedidos de bienes de equipo sube un 0.4 % a nivel doméstico. La negativa es que la demanda exterior de este tipo de bienes baja un 6.6 %.

Para el Ministro de economía aleman esta volatilidad es resultado de los grandes pedidos: elevados en diciembre y bajos en enero.

Mañana conoceremos la producción industrial alemana en enero, cuando esperamos un aumento del 1 % mensual. Pero apenas un 0.3 % anual.

José Luis Martínez Campuzano
Estratega de Citi en España