En Europa se han acelerado las pérdidas hasta tener en los futuros sobre índices principales una media de -0,6% de descenso más o menos.

En estos momentos seguimos alejándonos de resistencias importantes como por ejemplo los 11.200 puntos del futuro del Ibex 35 y el detonante para cancelar el rebote desde los mínimos de ayer y perforar los mínimos de esa sesión, han sido los datos de PMI de febrero de servicios y compuesto.

En general hemos tenido muy ligeras variaciones, pero lo que ha supuesto un verdadero varapalo para los operadores ha sido el de Italia, que en plena supuesta recuperación económica, con deuda a bajísimo tipo de interés y con cierto acceso al crédito, el PMI de servicios ha acortado su mejoría y se ha plantado en 50 exactamente. Como saben, 50 es la línea que separa la contracción de la expansión, por lo que tal como está la situación macro, tal como está puesto el BCE, ver que un país de la periferia está a punto de ponerse a contraer en el sector servicios, que es el más grande de la economía, es un susto enorme.
La situación en estos momentos ha cambiado en algunos puntos muy visibles como por ejemplo el súper sector bancario y además el de automoción y recambios, que son los dos más importantes tanto para el Ibex 35 como para el Dax 30.

Por un lado, tenemos que ahora mismo las mejores son las petroleras con una subida de 0,76% con los ojos puestos en el dato de inventarios de hoy, pero cuidados de la salud es el siguiente con 0,23% y es defensivo, seguido de las telecomunicaciones con 0,21% y escuchando campanas de posibles aumentos de ingresos por parte de las compañías de servicios dentro de internet, para mantener toda la estructura.

En estos momentos el súper sector de recursos básicos es el peor del día con un descenso de -0,68% seguido de la construcción y materiales bajando -0,59% y las químicas -0,56%.

El súper sector bancario, el principal del Ibex 35 desciende -0,05% y el de automoción y recambios, el más importante del índice alemán, también pierde -0,47%.