Vean la pausa y la mejora tras Wall Street, pero el DAX nos deja otra muestra de interés vendedor que pone nervioso y aumenta la volatilidad:

 
indices