El soporte de la zona de máximos de diciembre ha conseguido aguantar y en estos momentos nos estamos alejando de esa zona, sintiendo la influencia de los cohetes europeos como por ejemplo el futuro del Dax, que está ya tocando los 12.000 puntos y fuertemente sobrecomprado.

Si miramos el gráfico del futuro del Ibex a días con el nocturno, veremos que la tendencia bajista del RSI, perdiendo la directriz alcista desde los mínimos de enero, ha conseguido se rota y tenemos un ligero impulso al alza.
ibex