La alemana ha presentado buenos datos de tráfico y sube +4%. Esto ayuda a decidirse a IAG.

SI miran el gráfico a días, estábamos vigilando la muy delicada situación del acumulación distribución porque está apoyado sobre la directriz alcista desde los mínimos de 2016.

Sin embargo, la media de 50 sesiones aguanta y es el RSI el que ha levantado el vuelo, ayudando a buscar un rebote.

El doble techo en máximos del día se ha ejecutado pero llegó al objetivo, así que el mercado es libre ahora de ponderar otros factores.

De momento veremos si el RSI marca como resistencia la directriz alcista anterior. Si esto coincide con un toque en máximos en precio, deberemos estar atentos a una divergencia bajista.