Ayer fue uno de los peores pero hoy cae un poco más, sin presentar rebote. El descenso está cercano al -1,2% y si miran el gráfico adjunto, a finales del mes pasado ya tenemos a la media de 100 sesiones por debajo de la de 200, lo que completa el giro bajista que coincide con la estabilización de los precios del crudo.

Ahora, el RSI marcó bien la nueva fase de debilidad al perder su nueva directriz alcista, generada tras perder una primera.

El precio no pasa del 50% del retroceso de Fibonacci de la bajada desde los máximos del año y cuando lo hizo, nos dejó un intento de cubierta de nube oscura, así que la mejora del acumulación distribución quedó tocado.

Estamos buscando los mínimos del año, así que debemos estar atentos por si aparece alguna muestra de interés comprador si hay buenas noticias de cara a la reunión de la OPEP el 17 de este mes.

 
iag