Iberia acaba de comunicar que va a liquidar su operación en derivados sobre la totalidad de la participación que tiene en Amadeus, que acaba en manos de Nomura por 578 millones de euros.