Se dispara la volatilidad y el volumen como suele ser habitual.