Si miran el gráfico adjunto, verán que la muestra de interés comprador que hemos dejado en la zona de mínimos de este mes, nos ha llevado directamente a dejar los máximos del rebote justo en el 38,2% del retroceso de Fibonacci de la bajada desde los máximos del mes que están situados en la resistencia de la media de 200 sesiones.
 
La presión bajista, debilidad para el dólar, no se ha hecho esperar tras nuevos datos macroeconómicos negativos y ahora debemos estar atentos a lo que pueda pasar con el IPC porque llevamos un camino que apunta no sólo a la sobreventa sino también a los mínimos de este mes.

 
usdjpy