Recuerden que hace poco tiempo Tony Blair habló en público acerca del referéndum de salida de Reino Unido de la Unión Europea y abogada por crear un movimiento ciudadano para exigir una nueva votación porque en aquel tiempo no se sabían los términos en los que se iba a producir dicha salida. Según vamos viendo, el gobierno de Reino Unido quiere salir al precio que sea respetando la voluntad popular, así que Tony Blair pide que, sabiendo ahora las consecuencias y los precios que hay que pagar, la ciudadanía está en su derecho de exigir una nueva votación al saber ahora todos y cada uno de los términos en los que se produciría semejante salida.
 
Pues bien, la libra está empezando a tener ventas fuertes en prácticamente todos los cruces porque ha saltado a los medios de comunicación la noticia de que Theresa May estaría preparando al gobierno para un nuevo referéndum de independencia de Escocia que se anunciaría con la activación del Artículo 50.

Recuerden que uno de los argumentos que se utilizó para votar no en el primer referendo fue precisamente la posibilidad de quedarse fuera de la Unión Europea, así que los escoceses, al sentirse ahora fuera de la Unión Europea, ven que tienen más derecho todavía a independizarse de Reino Unido porque su voluntad es la de permanecer dentro de ella.

La sensación general que da todo esto es que el gobierno de Reino Unido sigue sin saber lo que tiene entre manos y las consecuencias del mismo, lo que abre desconfianza sobre la economía, el impacto real de esa salida y la posibilidad de llegar a un no acuerdo con la Unión Europea.

Como se puede observar contra el dólar, el viernes dejamos una envolvente alcista en un nuevo intento de rebote, así que las ventas también tienen un componente técnico.

gbpusd


En la Eurolibra, el RSI consigo cambiar de dirección en este momento intentamos nuevamente cambiar de dirección al superar la directriz bajista desde los máximos del año y no perder con firmeza el soporte de la media de 200 sesiones.

gbp