El rebote de la GBP se tomó como el semáforo en verde para el rebote en los activos de riesgo, pero al decir ayer el BoE que va a tomar medidas en julio y agosto, ya no nos sirve como indicador del miedo, ya que las acciones del banco central desvirtúan todo.

De momento se mantiene cerca de los mínimos en el GBPUSD y los máximos en el EURGBP. Pero claro, si el BoE interviene, es porque la cosa es seria, así que como mucho podríamos tomarla como indicador si la devaluación se va a niveles muy exagerados, lo que sí indicaría algunos problemas y daño para los mercados. Evidentemente, las exportaciones de UK se verían beneficiadas, pero el BoE ha reconocido que no es suficiente para poder compensar los problemas:

 
eurgbp


gbpusd