¿Qué Guerra?

 

Miren estos gráficos…..




 





 

En definitiva, tanto en términos reales (competitividad) como nominales el diferencial de tipos de interés se ha mostrado como un buen indicador adelantado para la evolución del EURUSD. O mejor dicho, de  la evolución de la moneda norteamericana en los mercados de divisas. ¿Guerra de divisas? No, más bien la apreciación del USD.

 

Pero, el USD se ha debilitado de forma reciente. Y admito que este comportamiento ha cuestionado también su papel de indicador de aversión al riesgo: un USD fuerte ha sido hasta el momento sinónimo de elevado apetito por el riesgo, cuando lo contrario se ha producido en un contexto de elevada inestabilidad en los mercados.

 

¿Por qué ha cambiado la relación anterior? Más allá de la corrección a la baja de las perspectivas para los tipos de interés del USD (los dos gráficos anteriores), sí hay algo relativamente nuevo. Y me refiero a la “promesa” del G20 de reducir la inestabilidad en los mercados de divisas. Tal vez conectada precisamente con la aceptación por parte de la Fed de la condición de los mercados financieros internacionales a la hora de diseñar su política monetaria. Recalquen que hablo de diseñar y no tanto de ajustar los tipos a corto plazo: son las perspectivas de tipos a plazo las que ahora toman un mayor protagonismo.

 

¿Es sostenible? En definitiva, en un contexto de resistencia económica USA y de estabilidad de precios del crudo (luego, riesgo de sorpresas positivas en los precios de consumo)…¿podemos ya considerar que el USD ha alcanzado su techo? No lo tengo nada claro…..



 

 

En definitiva, aún esperamos subidas del 5 % del USD frente al promedio de las monedas en desarrollo y subidas más moderadas frente al G10.

En el caso del EURUSD el rango a corto plazo es de 1.05/1.15 USD aunque sesgado a la parte alta con el paso del tiempo…

 



José Luis Martínez Campuzano

Estratega de Citi en España