Ayer cerramos lejos de máximos, lo que animó a Wall Street a cerrar alto y a nosotros a quedar casi sin movimiento. Hoy vuelve la presión negativa a Europa porque el par sigue respetando el soporte y sube +0,5%, lo que vuelve a ser negativo para las valoraciones de las empresas:
 
 
eurusd