En este momento este par está tomando un respiro tras la vuelta al alza generada hace tres sesiones y que nos ha llevado a la primera resistencia disponible que son los mínimos relativos tanto del mes pasado como del mes actual.

El doble techo cerca de otra resistencia también importante sigue activo, pero todo el mundo sigue muy pendiente de la zona de mínimos de marzo por si vuelve a activarse otra vez un descenso importante del euro que revitalice otra vez a las bolsas europeas.

La situación es compleja porque en Estados Unidos hemos tenido malos datos macro y se están utilizando para frenar la fortaleza del dólar, lo que indirectamente supone incrementar la fortaleza del euro.

El Banco Central Europeo ayer habló mucho de la inflación, algo que es favorable para el euro, y en general los discursos tanto del BCE como de la FED empiezan a mirar más allá, así que los caminos empiezan a no verse tan claros, lo que pueda afectar a la calidad de la tendencia, así que el análisis técnico entra en juego y fijamos la atención tanto soportes como resistencias.
eurusd