Ayer cerramos lejos de mínimos del día, dejando esos mínimos muy cerca del 38,2% del retroceso de la subida desde los mínimos del mes de marzo, algo que tuvo el apoyo de un dato de IPC más bajo de lo esperado, algo que reduce las probabilidades de subidas de tipos, aunque se notó el aumento de participación del precio del crudo y de las gasolinas, por lo que parte de la expectativa de inflación va a depender directamente de lo que salga de la reunión de productores del fin de semana, así que está justificada una pausa en el movimiento.
 
eurusd