La lectura de las actas de la reunión de la Reserva Federal que conocimos ayer por la noche nos dejó claro que tenemos bastantes subidas de tipos de interés por delante, pero es que hoy el BCE ha dicho que no tiene todavía la confianza suficiente como para cambiar la política monetaria porque cree que no es sostenible la inflación. Ambas cosas están metiendo presión bajista a este par y estamos atacando la zona de los mínimos del mes donde tuvimos una muestra de interés comprador justo cuando tocamos la directriz alcista desde los mínimos de marzo.
 
Debemos estar muy atentos porque el RSI esta atacando su propia directriz desde la sobreventa, por lo que podríamos tener un cierto tirón bajista.

eurusd