Este par baja -0,52% a 1,1068 con un RSI que sigue perdiendo fuerza pero con una cotización que aguanta en el 1,1, como en el susto del lunes pasado. Ahora dependemos de gestos políticos para saber la fortaleza de la unión política que sustenta al Euro. En el corto plazo tenemos el soporte en el 1,1, como se puede ver:
 
eurusd