Tras el buen dato de ADP, ponemos más en peligro la tendencia alcista del par, algo que de fondo es positivo para las exportadoras europeas. Vean el gráfico:
 
 
usd