La rentabilidad de Francia a 10 años cae al 1,02%, 6,5 puntos básicos menos tras este anuncio.

Bayrou no se presenta a las elecciones francesas y pide el voto para Macron y ojo que dice que lo que se juegan en las elecciones es demasiado importante como para que haya demasiados candidatos. Esto puede ser una reacción a la posible candidatura única de la izquierda que amenazaría con desplazarles de la segunda ronda y dar la victoria a la extrema derecha.