Si miran el gráfico adjunto, verán que la muestra de interés comprador creada en los mínimos de este mes sigue aguantando porque en ningún momento hemos puesto contra las cuerdas el mínimo de la figura. Poco a poco hemos ido levantando el vuelo hasta que nos hemos parado en la directriz bajista que viene desde los máximos del mes pasado. En este momento el RSI, que ha superado la directriz bajista desde los máximos en sobrecompra de este año, está apurando la segunda directriz que tiene algo menos de pendiente, así que debemos estar muy atentos por si rompemos el máximo de las últimas dos sesiones y se genera un tramo al alza que coincida con una mayor debilidad del dólar, que exporta fortaleza al euro de forma indirecta.

 
eurchf