La resistencia de los máximos de septiembre ha aguantado y el RSI ha perforado el mínimo del mes, lo que abre la puerta a la búsqueda de la sobreventa llevándose el soporte por el camino. La vista está puesta en el 1,08.

 
eurchd