Buenas palabras tras la última reunión del G20.

Pero, un mensaje claro: evitar la inestabilidad en las divisas. También una advertencia: se vigilará su evolución.



 



 

No se quejarán nuestras autoridades. De hecho, en los últimos días la evolución del cruce del EURUSD ha sido el mejor ejemplo de esta deseada calma…..

 

 

¿Deseada por todos? Las medidas aprobadas por el ECB el jueves pasado, por encima de lo esperado y de mayor calado a cualquier otra anterior, apenas ha impactado en el cruce de la moneda europea que se mantiene incluso por encima de los niveles previos a la Reunión. El argumento inicial fue que el  Presidente Draghi había puesto un suelo en los tipos de interés. Ahora, tras el mensaje dovish de la Fed del miércoles, la debilidad del USD se acentúa.

 

¿Son las perspectivas de tipos lo que presiona a la baja a la moneda norteamericana?

 

 

Con la salvedad, importante salvedad, de que la posición larga en EUR cuesta dinero….

 

 

¡Todo sea por la estabilidad financiera! al final, para muchos analistas lo que nos dijo el G20 entre líneas es que el USD debe debilitarse. O al menos no debe seguir subiendo.

Pero, ya lo saben: el mercado siempre tiene razón con la información disponible. Otra cosa es que la información disponible no cambien con el tiempo.

 

Al final, los mismos analistas que tan negativos son para el USD a corto plazo defienden como contrapartida ponerse largo de activos de riesgo: bolsas, commodities, crédito, riesgo país y hasta comprar oro. Una posición de este tipo, USD contra el resto de los activos de riesgo, no hubiera sido muy razonable. Al fin y al cabo a la moneda norteamericana se la identifica como un indicador de riesgo. ¿Tiene claro la Fed que es tan beneficioso un USD a la baja? Pensemos, por ejemplo como hizo la propia Yellen ayer, que con casi pleno empleo, precios exteriores al alza y un USD a la baja, quizás tenga que volver a revisar al alza las perspectivas de inflación. O mejor dicho, será el propio mercado el que se las revise.

Por cierto, el breakeven de inflación 10 años subió ayer hasta su nivel más elevado desde principios de año hasta 1.59 %. Niveles de 1.44 % para el 5 años.

 

¿Mi opinión? Entiendo que el paso del tiempo es negativo para el USD (madurez del ciclo económico y menos margen de subidas de tipos). Por otro lado, también entiendo la prioridad ahora de limitar la presión bajista sobre la moneda china. Y esto pasaría por un USD más bajo. Pero, todo esto puede ser coherente en los próximos meses con un contexto de inestabilidad recurrente en los mercados. Y quizás un potencial detonante de esta volatilidad futura sea la dificultad que puede tener la Fed en el futuro próximo de defender el mensaje dovish del último FOMC. Al final, el riesgo significativo de que más tarde que pronto tenga que revisar al alza la previsión de subidas de tipos de interés en el año. Incluso tan cerca como a finales del Q2.

 

Sigo defendiendo un rango de 1.08/1.15 USD para la moneda europea. Y ahora está demasiado cerca de la parte alta.

 

José Luis Martínez Campuzano

Estratega de Citi en España