Como se puede ver, al final el RSI nos marca bien el movimiento y la pérdida de la tendencia alcista aumenta la presión bajista al par:

 
eurusd