La sesión parece que ha llegado a cierto punto de equilibrio con Estados Unidos, ya que no estamos ni con ganancias exageradas ni con pérdidas abusivas, una especie de mezcla de neutral de espera tras el vencimiento trimestral de derivados.
 

En estos momentos, el sector de energía del SP 500 es el peor con un descenso de -0,83% y además las utilities le siguen con un descenso de -0,63%.

El sector del crudo está tocado porque hay dudas de que la OPEP puede aguantar el asalto a la producción de Estados Unidos y además el factor técnico dentro del precio de referencia en Estados Unidos está empeorando, habiendo perdido la tendencia desde la zona de mínimos de 2016, por lo que todo mundo está expectante a ver qué reacción tiene la OPEP.

Hoy Evans, de la Fed, ha puesto encima de la mesa la posibilidad de tener cuatro subidas de tipos en 2017, por lo que el movimiento más evidente sería que los bancos estuviesen muy contentos pero además las utilties estuviesen dañadas porque su dividendo se hace menos atractivo, pero en estos momentos el sector financiero está descendiendo ligeramente -0,02%.

Los movimientos anteriores son lógicos pero el que los bancos no estén mejorando también los pone encima de la mesa el hecho de que acabamos de terminar el vencimiento trimestral de derivados, por lo que hay un cansancio subyacente bastante importante.

Hay mucho movimiento en la trastienda del mercado porque todo el mundo es consciente de que si suben los tipos de interés muy rápido, llegará un momento en donde todos aquellos que fueron expulsados de los activos más seguros buscando algo de dinero en los activos de riesgo, van a hacer el camino contrario, lo que supone una mano vendedora muy fuerte en las bolsas que puede aparecer en cualquier momento, así que todo el mundo está muy pendiente de las rentabilidades alcanzadas por la renta fija para intentar prever un desplome relativamente importante en los mercados.

Por parte europea, las petroleras también son los peores con un descenso de -0,92% y los bancos están cayendo -0,29% porque hay problemas con el DT Bank, ya que la ampliación de capital, evidentemente, no sienta nada bien a sus accionistas.