Europa está intentando contagiarse de algo de apoyo por parte de Estados Unidos mientras se suceden las noticias de lo que está pasando en la Cámara de Representantes. De momento parece que se ha conseguido dar un paso adelante eliminando algunas trabas que había para que realmente se pudiese debatir la ley de sanidad de Donald trampa y acabar en votación. Todavía no hay apoyo total para que esto pase, pero este paso adelante ha animado algo a los mercados norteamericanos, aunque las resistencias de corto plazo se siguen respetando por los índices principales, por lo que no acabamos de romper como debiera.
 
Los sectores del SP 500 no tienen unanimidad en positivo pero el mejor es el bancario con 0,47% seguido del consumo discrecional de 0,43%. El de tecnología sube 0,59% gracias a buenas opiniones sobre Apple y también los resultados de Micron Technology.

En Europa la mayoría de súper sectores están en negativo teniendo como mejor al de tecnología subiendo 1,27%. El peor de todos es el de petroleras perdiendo -0,92%.

Como vemos, no hay unanimidad de los movimientos y seguimos manteniendo un tono de espera.

En Europa las buenas noticias nos llegan desde los indicadores de directores de compra tanto de Alemania, Francia como la zona euro, pues han quedado por encima de lo esperado y eso da más apoyo a crecimiento económico, aunque sean malas noticias para la inflación y además el mercado podría tener menos apoyo por parte del BCE.