El primero de ellos es la llegada del verano y la mayor demanda de gasolina, que hace que las refinerías estén comprando más crudo para producirla.

El segundo de ellos es la esperanza doble de que la OPEP reaccione pero también está la posibilidad de que la OPEP no esté diciendo nada porque sabe que el incremento de instalaciones de crudo en EEUU es como un virus, cuanto más haya más sube la producción y eso hará caer el precio hasta que tengan que cerrar otra vez, lo que subirá el precio a favor de OPEP.

De momento karakasa con repunte de volumen en sobreventa y zona de soporte del canal bajista, y un poco de altura tras el rebote.