Hemos visto más de una vez que Alemania está muy preocupada por la política monetaria del Banco Central Europeo, incluso aceptando a regañadientes que en el momento actual es la única solución.
 
Pero el más mediático de los ministros alemanes ya dijo que debería ser normal y no visto como un ataque de independencia del BCE, discrepar e incluso abrir un debate sobre sus propias decisiones, algo que se toma como una nueva vía de presión al Consejo de Gobierno de la entidad.
 
Hay que comprender, en cierta manera, que Alemania siempre está extremadamente preocupada por la inflación, por episodios que tuvo en el pasado, pero hasta el momento ninguna de sus amenazas se ha hecho realidad, así que cuando el crudo empezó a bajar y la inflación siguió el mismo curso, han tenido que bajar el tono de sus ataques para al final aceptar la realidad que nos rodea.
 
Sin embargo, con la mejora del precio del crudo, han vuelto a levantar el tono otra vez y aseguran que no tienen ningún tipo de problema con tener los tipos tan bajos ahora mismo, pero en el momento en que despunten un poco, le piden al Banco Central Europeo que no dude ni un segundo en subirlos.
 
Es de todos conocido que Alemania se basa muchísimo en ahorradores, y esos ahorradores no son partidarios del riesgo, lo que hace que su principal activo sea la renta fija. Con los tipos de interés tan bajos e incluso negativos, la renta fija ha sufrido muchísimo, llegando a rentar cerca del 0,2% un bono a 10 años comprado hace pocos días, algo que es inaceptable para un ahorrador.
 
Benoit Coure este fin de semana en la prensa alemana ha dicho que si poco a poco y sin hacer ruido se llegase a renunciar al objetivo de inflación que ha sido acordado de forma común por el Consejo de Gobierno, haría su política monetaria menos creíble y además crearía por si misma inestabilidad. Con referencia a los ahorradores alemanes, dice que no sólo hay ahorradores entre los ciudadanos, sino que también hay personas que tienen préstamos, empleados y contribuyentes, que en su conjunto se están beneficiando de los bajos tipos.