Merch, del BCE, ha hecho unas declaraciones en donde se ha defendido prácticamente de todo y en donde asegura que un debilitamiento del crecimiento global y los tipos de interés naturales más bajos están pidiendo tipos muy bajos y a veces negativos. Considera que las perspectivas de crecimiento económico en la zona euro cada vez son más positivas y que su único objetivo es hacer que la tasa de inflación esté por debajo o cerca del 2%, lo único que limita las medidas no convencionales que han tomado. De la misma manera, también dice que cuanto más tiempo se tarde en alcanzar dicho objetivo, más fuertes pueden hacerse los efectos secundados de esas medidas no convencionales y que tampoco pueden bajar los tipos de interés hacia cotas ilimitadas.

Hablando de la inflación, dice una inflación relajada va estar con nosotros durante cierto tiempo pero que para que esa recuperación gane tracción, deben mantener su palabra y que no sabe cuánto tiempo más pueden seguir hablando de que tipos de interés más bajos sean una opción.

Con respecto a proteccionismo es lapidario: el juego y la plaga de proteccionismo sólo crea perdedores.