Rajoy dice que la reforma fiscal que preparan beneficiará a 12 millones de personas. Entre las medidas a tomar está la de quitar el impuesto del IRPF para quien gane menos de 12.000 euros anuales. Por otro lado para fomentar las contrataciones indefinidas desde hoy mismo tarifa plana de 100 euros, con lo cual la rebaja en las cotizaciones sociales sería de hasta el 75%. Por fin. Este es el camino correcto y no el del infierno fiscal actual.