Como se puede ver, la volatilidad tocó techo y se queda algo lejos de su soporte, por lo que estamos en rango igual que el futuro del DAX, entre el soporte de los mínimos de abril y los máximos del mes pasado. El visto bueno del TC alemán a la compra de deuda del BCE es un respiro importante. De momento seguimos la corriente buscando el referéndum en UK:

 
daxvol