La volatilidad se pone a atacar el soporte de los mínimos del mes y el DAX ataca otra vez los 10.000, aunque seguimos dependiendo de la FED esta semana. Los RSI remontan y todo el factor técnico apunta a ataque a resistencias, pero de momento, al cierre de ayer, no hay rotura porque todo aguanta, incluso en los indicadores técnicos.

 
daxvol