Ya estamos rondando la SMA200 sesiones en el futuro del DAX pero la volatilidad no crea nuevo máximo, por lo que es un alivio, aunque algo inconsistente. Lo que nos está haciendo aguantar es el nuevo plazo hasta el domingo para Grecia, pero claro, tal como hemos comentado ya, estamos a la espera de las consecuencias económicas de los problemas de China, Wall Street y el precio que tenga Grecia en la Eurozona, para saber si vamos a estar mejor o peor que hace un año.
 
dax