Estamos mal colocados hoy porque el Nikkei se ha desplomado, pero vean cómo quedó el futuro del DAX el viernes, en el soporte del 38,2% del retroceso de Fibonacci de la subida desde los mínimos del año. Otro soporte para los activos de riesgo puede llegar en breve de parte de la volatilidad. Si miran el gráfico adjunto, tenemos que la volatilidad está llegando a la resistencia de los mínimos relativos de enero y febrero junto con su RSI a la sobrecompra, así que debemos estar atentos. La mala noticia es que el futuro del DAX no tiene sobreventa para apoyar:

 
daxvol