Como se puede ver, el viernes nos acercamos un poco más a la media de 200 sesiones con nocturno y la volatilidad da un paso más hacia el soporte de los mínimos de relativos de abril que fueron los absolutos de mayo. Si nos acercamos a esa zona y nos metemos en la sobreventa, el soporte podría aumentar y lo mismo para la resistencia. Pero claro, al estar la media de 200 sesiones en el futuro del índice, romper podría dar un buen tirón porque podría hacer perder el soporte en la volatilidad. La temporada de resultados nos puede dar el movimiento y hay que estar atentos a cuál se produce.