Dato de Índice de  Pending Homes o de viviendas vendidas pero sin escriturar de febrero queda en -0,8% cuando se esperaba sin cambios. Ojo porque es la peor cifra desde octubre de 2011.

 

Las ventas bajan en interanual el 10,5%.

 

Mal dato para bolsas y dólar y bueno para bonos.