Es un buen aliado de la FED porque si miran el gráfico adjunto desde hace 5 años, aumentó la volatilidad del dato una vez subidos los tipos a finales de 2015, pero ahora estamos cerca de los mínimos de hace décadas, así que cuanto estemos más cerca de los 250.000, más a favor de FED: