ISM de manufacturas de Julio queda en 52,6 desde el 53,2 anterior y mucho peor que el 53 esperado.

Precios pagados bajan de 60,5 a 55.

Nuevos pedidos  bajan de 57 a 56,9.

Y ojo al empleo que baja de 50,4 a 49,4 es decir se coloca de nuevo en la zona de destrucción de empleo.

Mal dato, no ha salido ni una partida bien,

Malo para dólar, bueno para bonos, malo para bolsas.