ISM de servicios de febrero queda en 57,6 frente al anterior de 56,5 y cuando se esperaba 56,5 por lo tanto mejor de lo esperado, al mejor nivel desde octubre de 2015. 

Indicador de actividad de negocios sube de 60,3 a 63,6  cuando se esperaba 60.  Mejor nivel, ojo, desde febrero de 2011. 

Indicador de precios pagados baja de 59 a 57,7. 

Indicador de nuevos pedidos sube de 58,6 a 61,2.  Mejor nivel desde agosto de 2015. 

Indicador de empleo baja de 54,7 a 55,2. 

Buen dato, bueno para dólar y bolsas, y malo para bonos. Sube las posibilidades de alza de tipos inmediatas.