ISM de servicios de abril sube de 54,5 a 55,7 y además queda por encima de lo esperado que era 54,7.
 
Actividad de negocios de servicios baja de 59,8 a 58,8 cuando se esperaba 59,2.
 
Precios pagados suben de 49,1 a 53,4.
 
Nuevos pedidos suben de 56,7 a 59,9.
 
Empleo ojo, porque suele tener mucha correlación, con el dato de empleo general, sube de 50,3 a 53.
 
Estamos hablando del mejor indicador general de servicios desde diciembre, y en esta economía el 80% es sector servicios. Los nuevos pedidos al mejor nivel desde octubre del año pasado.
 
En suma un buen dato, por lo tanto, bueno para bolsas y dólar y malo para los bonos.