IPC de abril sube 0,3% que era lo esperado, la subyacente es decir sin los volátiles precios de alimentación y energía sube 0,1% cuando se esperaba +0,1%.

 

En interanual +2%  la mayor subida desde julio de 2013, aunque era lo esperado, subyacente +1,8% cuando se esperaba +1,7%, la mayor subida desde agosto de 2013.

 

Dato que no debería mover bolsas ni dólar, y ligeramente malo para bonos.