Inventarios al por mayor de enero suben +0,6%, mejor de lo esperado que era +0,4% y mejores que el mes anterior que fue +0,4%.

Las ventas  al por mayor caen -1,9%, mucho peor de lo esperado que eran +0,2% desde el +0,1% anterior.
 Las ventas son el dato que pone el tono negativo a las cifras y que restan valor al aumento de los inventarios, porque no se vende.

Por lo tanto, mal dato para los mercados, bueno para los bonos y malo para el dólar.