- IPC de Estados Unidos del mes de mayo nos deja una variación negativa de -0,1%, lo que se come parte del incremento del 0,2% anterior y queda peor de lo esperado que era una subida de 0,1%.

La subyacente tiene un incremento del 0,1%, igual que el anterior, pero no es el 0,2% esperado.

En términos interanuales tenemos que la cifra general frena del 2,2% hasta el 1,9%, por debajo del 2% esperado. La subyacente también presenta desaceleración desde el 1,9% pero hasta el 1,7%, lejos de lo esperado que era sostener el nivel anterior.

Esto ya presenta un problema, porque la Reserva Federal debe tener en cuenta este dato para lo que tenga que decir esta tarde. Es un mal dato para la economía porque recuerden que el BCE ya advirtió de que podría bajar los tipos de interés si la situación se complicaba. En cierto modo es negativo para el mercado, negativo para el dólar, positivo para los bonos.