- Índice de manufacturas Empire State de Nueva York nos deja una lectura de + 18,9, dándose fortísimamente la vuelta antes de estar en negativo -1, muy por encima de lo esperado que era crecer +4. Es la cifra más alta desde septiembre de 2014.

El índice de nuevos pedidos mejora muchísimo pasando de -4,4 a + 18,1.

El de empleos presenta una reducción significativa pues pasa de 11,9 a 7,7.

El de precios pagados no tiene apenas cambio y queda en 20 desde 20,9.

Otro indicador de medio plazo, el de las condiciones de negocio a seis meses mejora también, pasando de 39,3 a 41,7.

Tras los datos de inflación y de ventas minoristas, un dato así son de los que entra un poco de aire fresco en los pulmones, así que debería ser positivo para el mercado, positivo para la economía, positivo para el dólar y negativo para los bonos.