Indicador de confianza final de julio sube de 89,5 a 90, pero queda peor de lo esperado que era 90. 89,5 era el dato preliminar, el del mes anterior fue de 93,5, con lo cual la caída de confianza es clara.

Indicador de condiciones actuales baja del 110,8 de junio a 109 que era justo lo esperado.

Indicador de expectativas baja de 82,4 a 77,8 cuando se esperaba 79,5. Por tanto claramente peor de lo esperado.

Previsión de inflación a 1 año sube de 2,4% en junio a 2,7%

Dato peor de lo esperado, bueno para bonos, malo para bolsas y dólar.