Dato muy importante el de pedidos a fábrica del mes de enero porque de tener un incremento del 5,2% pasamos a obtener un desplome de nada menos que del -7,4%, muy por encima de la bajada de -2,5% esperado.
 
Si miran el gráfico adjunto, verán que una bajada así sólo se había dado en los peores momentos de la crisis, por lo que más de uno ha levantado las cejas en señal de asombro. Debemos estar atentos a los próximos meses para saber si tenemos algo de recuperación o igual que pasó en la crisis, seguimos con cifras similares.

 
source: tradingeconomics.com