Personalmente no hago mucho caso a este cruce, pero los operadores si lo tienen muy en cuenta, y la realidad, es que el S&P 500 está dando un cruce dorado que se ve pocas veces, es decir un cruce al alza de la media de 50 días, línea naranja, con la media de 200 línea roja. En el gráfico primero ven como en el largo plazo no le ha ido nada mal con estos cruces, y cuando lo ha hecho a la baja no ha sido un buen aviso. En el segundo gráfico, a más corto plazo, se ve mejor el cruce actual.