Constancio, del BCE, dice que la comrpa de activos a gran escala por parte del BCE es el siguiente paso a tomar si la perspectiva de inflación empeora. 

Coeure dice que la compra de activos es una herramienta que está disponible, pero que no es necesaria hoy. No ve desacuerdo con el FMI sobre esas compras. Con respecto a las medidas ya tomadas, van dirigidas a acelerar el crecimiento de los precios.