En China hemos conocido hoy el crecimiento de la M2 y se ha desplomado hasta un 12.1% interanual en marzo, el crecimiento más bajo nunca visto, siendo del 13.13% en febrero.

Los culpables son las menores inyecciones de liquidez y lentitud en el crecimiento de los depósitos. Los movimientos en el mercado de divisas han hecho también su daño por descensos en el yuan y que han ayudado a retirar dinero.

Por lo tanto, muchos están viendo en estos datos un motivo más para que el banco popular de China reduzca los requerimientos de reservas de capital a los bancos.fin