Un consorcio del cual participan FCC y CAF se ha hecho con un contrato para ADIF por casi 100 millones de euros.