El aumento del programa cuantitativo por parte del Banco Central Europeo está jugando una parte importante a la hora de presionar más a la baja la rentabilidad de la deuda pública de Alemania. La situación de la inflación subyacente está mejorando algo, pero no acaba de tener un impacto real la mejora del precio del crudo, sobre todo ahora que está otra vez de capa caída cuando se ha sabido que no hay esfuerzos reales por parte de los países implicados para llegar a un acuerdo de congelación de la producción.
 
Por otro lado, el factor miedo también tiene mucho que ver, ya que la debilidad que esta mostrando el mercado de riesgo europeo está siendo otro factor que apoya la mejora de los precios.
 
Vean la situación de la rentabilidad de la deuda alemana 10 años desde hace un año, cómo andamos buscando la zona de mínimos de 2015 que está peligrosamente cerca del 0%, un auténtico quebradero de cabeza para los ahorradores alemanes.
 
bund10y

 
Si miramos los precios de los futuros, veremos que la resistencia sigue sin dejarnos pasar, por lo que queda todavía vivo cierto espacio entre el precio final del vencimiento de marzo y el actual.
 
bund